Social Media

Inflación: El impuesto oculto

No hace falta saber qué es la inflación para haber escuchado hablar sobre ella. Constantemente hemos escuchado que la inflación ha subido o que ha bajado, pero ¿sabes qué es y cómo te afecta? Lo cierto es que muchas personas no lo saben, motivo por el que en este artículo te hablaré sobre el concepto de inflación y cómo te afecta.

Lo cierto es que si no se explica de forma clara puede ser un tanto confuso, motivo por el que en este artículo me encargaré de explicártelo de la forma más clara posible, de forma que no pueda quedar ninguna duda al respecto.

Para poder comprender la inflación es necesario conocer los distintos tipos de inflación, sus causas, las consecuencias y las medidas que se pueden adoptar para evitar que nos afecte.

¿En qué consiste la inflación?

Antes de empezar a explicarte qué es y cuáles son sus causas, es importante que tengas una idea clara sobre el contexto que rodea a la inflación, de forma que todo el tema pueda quedar más claro.

En todo el mundo existen distintos datos estadísticos que tienen el objetivo principal de poder cuantificar los aspectos de la economía de cada país. Estos son denominados indicadores económicos.

Los indicadores económicos sirven para poder tener una visión más general sobre la situación económica del país, permitiendo “predecir” hasta cierto nivel la evolución futura que tendrá la economía.

Por eso, posiblemente en más de una ocasión hayas escuchado sobre la importancia de estos indicadores para los gobiernos y las decisiones que toman.

Bueno, pues la inflación es uno de los indicadores económicos que se tienen más en cuenta. Como ya te expliqué, hay más indicadores que también son importantes, como es el caso de la tasa de paro, el producto interno bruto, etc., pero en esta ocasión nos enfocaremos en hablarte sobre la inflación.

¿Qué es la inflación?

Cuando hablamos de inflación nos referimos al aumento generalizado de los precios de los servicios y bienes de un país, algo que se lleva a cabo durante un periodo determinado de tiempo (normalmente durante 1 año).

Sin embargo, la inflación también se puede utilizar desde el punto de vista contrario. Es decir, como la pérdida del poder adquisitivo de los ciudadanos de un país como consecuencia del aumento de los precios.

Es importante recordar que siempre es un aumento generalizado de todos los productos/servicios ofrecidos, no de un sector o mercado específico. Es decir, el incremento debe de ser generalizado para que pueda ser considerado como inflación.

Por ejemplo, cuando hablamos de una inflación del 15%, nos referimos a que todos los precios en general han subido alrededor del 15% su coste. Algunas cosas pueden haber aumentado su precio más o menos, pero el “coste de la vida” aumenta un 15% en promedio.

El impuesto de inflacion ocasiona perdidas

Siguenos

Subscríbete a Teayudamosainvertir

Estarás al día de las últimas noticias y oportunidades  de inversión.

Artículos relacionados

¿Cuáles son las causas de la inflación?

Ahora que ya has comprendido qué es la inflación seguramente te debes de estar preguntando ¿Cuál es el origen de la inflación?

Lo cierto es que hay distintos factores que pueden provocar la inflación, pero por lo general las más comunes o notorias son estas:

Inflación de la base monetaria:

La inflación de base monetaria se lleva a cabo cuando se produce un exceso en la emisión de dinero.

Lo cierto es que en este tema las escuelas económicas se encuentran un tanto divididas, ya que unas entienden que las emisiones de dinero pueden tener un efecto indirecto que ocasiona inflación; mientras que otras escuelas tienen un punto de vista en el que se defiende que la base monetaria no tiene nada que ver con la inflación.

Inflación de costes:

La inflación de costes se lleva a cabo cuando ocurre un aumento en los costes de producción de las empresas, por lo que estas tienen que subir los precios para poder asumir dicho aumento de coste.

Es decir, cuando sube de precio el combustible o la energía las empresas tienen que aumentar los precios para poder cubrir el aumento en el coste. Esto termina haciendo que una gran cantidad de servicios y productos terminen aumentando notablemente sus precios.

Inflación autoconstruida:

La inflación de la base monetaria es aquella que se lleva a cabo para evitar una gran subida de precios generalizada al producir una subida gradual de los precios.

Esto se hace con el objetivo de poder evitar los problemas o prejuicios que pude ocasionar un aumento brusco en los precios. De forma que cuando los precios aumentan de forma gradual se conoce como inflación autoconstruida, ya que está “construida” con un objetivo claro.

Inflación de demanda

La inflación de demanda es aquella que se presenta cuando la demanda de los productos supera a la oferta. En pocas palabras, se presenta cuando hay la suficiente producción para poder satisfacer la gran demanda, por lo que los precios terminan aumentando.

Por ejemplo, cuando todas las personas están interesadas en comprar un mismo modelo de portátil, el precio del producto terminará subiendo debido a que no hay suficientes para todos los compradores, por lo que sólo podrán compararla las personas que estén dispuestas a pagar más dinero.

Puede aplicarse a cualquier producto o servicio siempre y cuando la demanda sea superior a la oferta.

Distintos tipos de inflación

Además de que hay distintas causas, también se pueden presentar distintos tipos de inflación, los cuales también es importante que los tengas en cuenta:

Inflación moderada:

Entendemos por inflación moderada cuando el aumento de los precios se lleva a cabo lentamente. El aumento es lento y su porcentaje no es muy alto.

Inflación galopante:

La inflación galopante es aquella que consigue alcanzar entre 2 y 3 dígitos: 10%, 30%, 70%, 120%, 200%, etc., cualquier número que tenga esta cantidad de dígitos.

Cuando ocurre una gran pérdida del poder adquisitivo la situación se vuelve bastante volátil, ya que el dinero pierde su valor de una forma rápida y contundente.

Hiperinflación:

La hiperinflación, como seguramente te estarás imaginando por su nombre, es aún más fuerte que la galopante y sucede cuando el porcentaje se incrementa varios miles anualmente.

Se trata de un escenario de una gran crisis económica que suele presentarse junto a eventos como grandes conflictos o guerras.

como perder el dinero con perder impuesto inflacion

¿Cuáles son las consecuencias de la inflación?

Si algo ya debe de haber quedado claro con respecto a las consecuencias de que se lleve a cabo una inflación es que suponen la pérdida del poder adquisitivo de las personas. Esto quiere decir que con la misma cantidad de dinero pueden adquirir muchos menos productos o servicios debido a que el precio de estos ha aumentado drásticamente.

En pocas palabras podemos decir que la inflación provoca que sea más caro vivir. Cuánta mayor sea la inflación, menos valdrá el dinero de las personas y más caro será mantener un buen estilo de vida. Así, cuanto mayor sea el valor de la inflación, menor será el valor del dinero.

También es importante tener claro que la inflación afecta tanto a los particulares como a las empresas:

  • Los particulares se ven afectados porque siguen teniendo los mismos ingresos y con estos tal vez no puedan solventar el gran aumento de precio en los productos y/o servicios que necesitan.
  • Las empresas porque debido a la gran inestabilidad que tienen los precios se termina perdiendo los patrones lógicos al momento de tomar decisiones, teniendo un mercado ralentizado y volátil.

Esto sin olvidar que se provocan serios problemas económicos, falta de inversiones, escenarios inestables, etc.

Es por eso que se recomienda aprender a calcular la tasa de inflación y tenerla presenta para poder evitar sorpresas y complicaciones ocasionadas por la inflación.

Caso real del impuesto de inflación

Veamos con un ejemplo qué le ocurrió a nuestro dinero. Decidimos contratar un

depósito en una entidad bancaria. A principios del año pasado realizamos una inversión de 10.000€ en uno de los mejores depósitos existentes en esa fecha: el depósito Factocon que ofrecía una rentabilidad del 1,25% anual, por cierto, de las mas altas.

Al final de año deberíamos de tener 10.125€, por su puesto antes de impuestos. Posteriormente, tras cumplir con Hacienda y tributar el 19% del beneficio obtenido, nos queda un resultado de 10.101,25€.

La rentabilidad real del depósito fue del 1.0125% y no del 1.25% anual como mencionan los bancos.

 

Realmente, ¿hemos ganado dinero?

Es probable que podamos tener un grado de gratitud, pero, ¿hemos ganado realmente dinero con esta inversión de 10.000€?

Como puedes ver, el IPC estaba en 1.6%, por tanto, al 1.0125% tenemos que restar 1.6% del IPC.  Por tanto, y como resultado final nos quedará un beneficio del 0.5875%, es decir, la inversión nos ofrece un resultado final de 9.941,25€.

Esto nos arroja unos números negativos, y hemos perdido dinero en nuestra inversión a pesar de la rentabilidad que nos ofrecen los bancos.

Increíble pero cierto, gracias a este impuesto de inflación podemos decir que hemos perdido dinero.

Respuestas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimos artículos

Estrategia scalping o swing

Estrategias Forex

Estrategias trading en Forex A menudo nos consultan sobre las diferencias que existen entre un inversionista y un trader. En pocas palabras diremos que un

Leer más... »
Alcanza tus metas y liderate, teayudamosainvertir.com

Liderate!!

Liderate! Existe un error habitual, y es pensar que las personas consiguen resultados, digamos “excepcionales”, que a muchas personas les gustaría lograr, son gente “especial”

Leer más... »